domingo, 13 de abril de 2014

UNA "REBANADA" DE KUNG FU


La autoría de este artículo corresponde al GM Doc Fai Wong, quien lo publicó hace años en la revista "Inside Kung Fu", de la que mostramos el artículo original.

El sable fue el arma número uno en China antes de que las armas de fuego hicieran su aparición.
En chino se le conoce como “dan-do”* (cuchillo simple), y principalmente lo llevaban los soldados de a pie, que lo usaban tanto en peleas cara a cara con otros soldados sin montura como para cortar las rodillas de los soldados que iban a caballo o las patas de estos.

De todas formas, el uso del “dan-do” no era el mismo en toda China. Hasta hace poco China estaba cultural y políticamente dividida en la parte norte y la parte sur por el río Yangtze. Cada región era distinta tanto en sus artes marciales como en sus armas.
El norte de China fue siempre el centro de las reglas militares, de la salud y de las artes. Mientras que los soldados consideraban el sable un arma de supervivencia y lo usaban con tan sólo unas pocas técnicas básicas, las formas de sable de los civiles del norte incluyen multitud de movimientos circulares y florituras, con un gran énfasis en las cualidades artísticas.
Las formas de sable del sur de China eran justo lo contrario los granjeros y los obreros del área usaban el sable para el combate y para sus necesidades personales. Por lo tanto, las formas eran más directas y prácticas que aquellas de la zona norte.

Aunque las formas de sable del norte y del sur son diferentes, las técnicas básicas siguen siendo las mismas. Los cortes primarios del sable son los tajos hacia abajo, los cortes horizontales a nivel de la cintura, los cortes hacia arriba que abarcan toda la longitud del cuerpo y los cortes rectos que empujan. También hay cortes horizontales que se originan desde atrás.

En la antigua China el entrenamiento a menudo incluía el uso de “muñecos de sable” hechos de largos tallos de paja. Hoy en día los muñecos de paja se complementan con espuma de poliestileno.
Los estilistas del “dan-do” practican las técnicas básicas con el muñeco de paja, escuchando atentamente el sonido que se produce cuando el sable corta los tallos secos. Un sonido silbante, corto y afilado indica un corte recto y limpio. Un corte doblado, sucio o incompleto produce un sonido largo y tenue.
La efectividad de los cortes está determinada por el ángulo en el que el filo incide sobre cada tallo de paja. Un corte preciso y claro deja una superficie suave a lo largo de todo el perímetro del tallo. Un borde irregular, desgarrado del tallo de paja indica que la técnica ha sido chapucera.

Las técnicas correctas de sable vienen determinadas por el poder de los movimientos. Hay dos principios en las técnicas de sable, cada uno con su tipo especial de poder.

Una técnica es el tajo recto, que requiere fuerza directa para llevar el filo hasta su objetivo. Cuando un practicante de sable aplica este tipo de corte, el poder viene hacia arriba desde el pie, con el tobillo empujando la superficie del pie contra el suelo. Los músculos de la pierna de atrás refuerzan la posición, llevando la fuerza hacia arriba del cuerpo hasta que alcanza la cintura, donde se magnifica por el efecto rotatorio de una cintura relajada, suelta y flexible. El poder entonces se extiende hasta el hombro, el brazo y la muñeca antes de alcanzar el climax en el corte del “dan-do”.

La otra técnica de corte es la “rebanada”. Mientras que un practicante puede usar la fuerza bruta para cortar de un tajo la mayoría de las cosas, para rebanar hace falta una fuerza más suave para ser efectivo. De nuevo la cintura juega un papel muy importante en la técnica.
Primero, se hace contacto con el objetivo, entonces, tirando de la cintura y el brazo con un movimiento de “absorción”, los estilistas del sable, sacando este, crean el corte en rebanada.
Las técnicas de rebanar son efectivas contra las partes suaves del cuerpo. Las técnicas de corte, de tajo, contra este tipo de áreas son como golpear una esponja, le das, pero no la penetras.


De todas formas, la pregunta es, ¿por qué concentrarse en realizar las técnicas de sable de forma correcta cuando las armas de fuego son las que prevalecen?. En esencia se hace para preservar el arte y la antigua cultura
La respuesta es, fundamentalmente, el estudio de las artes marciales, y probar que su ejemplo de disciplina y de habilidades humanas son tan necesarias y valiosas como lo eran hace ciento de años.

A continuación os ofrecemos un vídeo en el que se muestran las distintas técnicas ejecutadas de manera fluída:

 

* NDT El sable se conoce en cantonés como "Dan-Do", en mandarín como "Dan dao" y su escritura en caracteres es "单刀".
** NDT Las fotos y vídeos de este artículo no se encuentran en el original y se han introducido para una mejor explicación de las técnicas.

viernes, 4 de abril de 2014

NUEVO CANAL DE YOUTUBE DE LA ESCUELA HUNG SING DRAGÓN BLANCO

En la Escuela Hung Sing Dragón Blanco estrenamos canal de youtube, donde iremos colgando todos nuestros videos de clase, campeonatos, exhibiciones y series técnicas. Esperamos que lo disfrutéis.

Se puede buscar como HUNG SING DRAGON BLANCO, o simplemente pinchar en:


       https://www.youtube.com/channel/UC5mZlRO_dMyYNtqJEb48QnA


martes, 18 de marzo de 2014

SERIE TÉCNICA 24: Combinación de patadas

A continuación os ofrecemos una serie técnica, que, aprovechando la gran varidad de patadas que tiene nuestro estilo, consiste en una combinación de tres de ellas. En este caso ha sido ejecutada por dos de los instructores de la Escuela Hung Sing Dragón Blanco, David López y Rubén Romero.

Ambos contendientes se colocan en posición de guardia


Ruben lanza un Chap Chui, y David a la vez, con su pierna adelantada, le frena con una patada directa penetrante (Dan Geuk)

Al apoyar,  seguidamente, con la otra pierna,realiza Sow Geuk...

para terminar girando ...

...con una patada lateral (Dan Tsung Gueuk)

En el siguiente vídeo se puede ver la técnica realizada, primero de forma lenta, y luego a más velocidad:


lunes, 10 de marzo de 2014

LAS 10 PELÍCULAS DE KUNG FU FAVORITAS DE LA ESCUELA HUNG SING DRAGÓN BLANCO


En la Escuela Hung Sing Dragón Blanco, como sucede con casi todos los amantes del kung fu, somos muy aficionados a las películas de artes marciales.
Estas películas no son, a veces, un modelo cinematográfico a seguir, pero sin embargo, por la calidad marcial de sus actores o simplemente por haber significado algo especial en un momento dado, ocupan un lugar significativo en nuestras vidas.

Ya era hora pues, de que en este blog le dedicásemos un espacio a nuestras queridas y a veces incomprendidas películas de artes marciales, porque, seamos sinceros, ¿quién no empezó o se motivó más para entrenar viendo a Jackie Chan sufriendo el entrenamiento con Yuen Siu Tien, a Gordon Liu atravesar las 36 cámaras o a Bruce Lee manejando los nunchaku?.

Para ello hemos elaborado una encuesta entre los alumnos de la escuela, y así hemos averiguado cuales son nuestras películas favoritas, he de decir que opino que ha quedado una lista muy equilibrada entre grandes clásicos del kung fu, películas modernas de buena factura y películas de grandes autores que han querido rendir homenaje a este gran género que es el wuxia.
Esta es, pues, nuestra lista:

1- IP MAN - (2008)
El film del 2008 protagonizado por Donnie Yen se alza con el primer puesto de nuestra lista. La película cuenta con todos los elementos necesarios para hacer de ella uno de nuestros imprescindibles, lo primero, un protagonista carismático que es un excepcional artista marcial, Donnie Yen borda las escenas de wing chun, pero no sólo eso, también clava el personaje de Ip Man con una actuación sobria y elegante, verle a él es ver al legendario Maestro, lleno de bondad, rectitud y honor. Aparte de esto, en la línea de algunas nuevas producciones chinas, el guión está muy cuidado, la historia es sólida, dura cuando debe serlo y muestra el Foshan de principios de siglo como todos nos lo imaginábamos.


Algunas escenas de esta película ya forman parte de la historia de las artes marciales, cómo la pelea de Ip Man frente a diez japoneses para recoger el arroz y llevarlo a la familia de su amigo o esa en la que tiene que destrozar su muñeco de madera, lo último que le quedaba de su casa,  para poder tener leña, algo muy triste para un artista marcial y más de wing chun.

2- DRUNKEN MASTER (EL MONO BORRACHO EN EL OJO DEL TIGRE) – (1978)
Al margen de la traducción (tema que daría para otro artículo del blog, porque algunos títulos del género tienen mucho delito…), nos encontramos ante una de las películas míticas del cine de artes marciales. Con un protagonista sobresaliente, un jovencísimo Jackie Chan que vino a revolucionar el género con sus piruetas, siempre basadas en el kung fu más tradicional, y su humor nunca antes visto. Escenas para la memoria, todas, Jackie Chan siendo entrenado por el Maestro Yuen Siu Tian, las de boxeo borracho, con sus coreografías espectaculares y para nosotros, aunque sea en la secuela, la escena de la pelea con un practicante de Choy Li Fut.


El film no se preocupa mucho de la veracidad del guión ni de la caracterización o la interpretación de cada personaje, ni falta que le hace, lleva el género a su máxima cuota, con caracterizaciones exageradas y maquillajes llamativos, pero es imposible no dejarse atrapar por su magia y su kung fu espectacular, mezcla de la más pura tradición y la vistosidad de la ópera.

3- FEARLESS – (2006)
Esta película del 2006 protagonizada por Jet Li es pionera en el género, se trata de un film que, sin descuidar ni lo más mínimo las escenas de lucha, también cuida el guión, los personajes y que le da a la historia seriedad y credibilidad.
La historia está basada (libremente) en la vida de Huo Yan Jia, famoso maestro de kung fu de principios del siglo XX que practicaba de Mizong quan, y cuenta su evolución personal y como artista marcial. La película sólo tiene un “pero”, los descendientes de Huo Yan Jia protestaron por las inexactitudes y porque el estilo que hacía su padre no aparece en todo el metraje, Jet Li hace su kung fu de siempre, que es extraordinario pero nada tiene que ver con el Mizong quan. Esto, por ejemplo, no sucede en Ip Man, donde Donnie Yen practica Wing Chun en todo momento.

Al margen de esta pequeñísima pega, la película es altamente disfrutable, un guión precioso, un Jet Li mucho más expresivo de lo habitual y sobre todo, unas escenas marciales impresionantes, para el recuerdo quedarán siempre la pelea en la casa de té, el combate con el luchador ruso o la lucha final con el japonés Tanaka.


4- OPERACIÓN DRAGÓN – (1973)
Operación Dragón posiblemente sea la película más importante del género de artes marciales ya que fue la que desató la locura por el kung fu y creó un fenómeno de masas a su alrededor.
Apoyada por entero en el tremendísimo carisma de Bruce Lee, el film cuenta la historia de un experto en kung fu infiltrado en un peculiar torneo de artes marciales que se lleva a cabo en una isla privada.

                 
La película cuenta, además de con Bruce Lee con otros artistas como Jim Kelly o Bolo Jeung y casi todas sus escenas forman parte ya de la historia del cine. Como Bruce Lee no va a haber otro, fuerza, rapidez, magia, fluidez y una personalidad capaz de arrasar con todo lo convierten en el dueño de la cinta y, además, en esa persona que fue capaz de despertar la curiosidad y el amor por el kung fu en el mundo entero y, como consecuencia, de devolverle su prestigio dentro de la propia China.
Muchas son las imágenes míticas que nos vienen a la cabeza al pensar en esta película, el duelo contra Bolo Jeung, la lucha a muerte con Robert Wall, la pelea frente a los espejos y sobretodo Bruce Lee con la cara cortada por la mano-garra del malo de turno.

5- LA CASA DE LAS DAGAS VOLADORAS – (2004)
Esta película, que se puede considerar una trilogía junto con “Hero” y “La maldición de la Flor Dorada”, fue dirigida por el prestigioso director Zhang Yimou y tiene una gran importancia dentro del género. Siguiendo el camino abierto por Ang Lee en “Tigre y Dragón”, Zhang Yimou realiza su particular homenaje al wuxia, un género que, hasta que llegaron estos films, se consideraba menor. Zhang Yimou convierte las características del wuxia en un auténtico espectáculo para los sentidos, las coreografías son apabullantes, el uso de los colores único, cómo sólo un auténtico maestro del cine oriental puede hacer, los actores, espléndidos, bellísimos, como toda la película, la música, inolvidable, el guión, precioso.
Hay quien critica La casa de las dagas voladoras porque sus actores no son artistas marciales o porque sus peleas están a años luz de ser reales. Lo cierto es que, normalmente, a mejor actor, peor calidad marcial y viceversa, por lo que la elección de Zhang Yimou es la justa y necesaria para tener unas maravillosas actuaciones con escenas marciales, gracias a la preparación de los actores y al gran coreógrafo Ching Siu-Tung, más que creibles. En cuanto a las peleas,  hay que recordar que esta no es una película de artes marciales en sí, si no una película en la que hay artes marciales, que no es lo mismo, por lo que las escenas de lucha siempre están supeditadas a la historia y que, en cualquier caso, supuso un impulso definitivo a un género que en los últimos años andaba de capa caída.

6- ERASE UNA VEZ EN CHINA – (1991)
“Erase un vez en China” fue la película que lanzó a la fama a Jet Li, la historia se basa muy libremente en la vida del famoso Wong Fei Hung y tiene en su protagonista y en sus coreografías imposibles, su mejor baza.

Pese a no tener vocación realista ni en los personajes, ni en el guión, la ambientación está muy cuidada y casi nos transporta a la China de esa época y a los conflictos que se vivieron. La película ganó cuatro Hong Kong Film Awards (entre ellos mejor coreografía de acción) y supuso el inicio de una larga saga.


Jet Li está sencillamente increíble, su rapidez hace honor a su apodo (su verdadero nombre es Li Jian Jie, “Jet” hace referencia a su velocidad casi supersónica). Las escenas de kung fu son un auténtico espectáculo, (no hay que tomarlas, por supuesto, como peleas realistas) y es absolutamente imposible no admirar a estos artistas marciales que consiguen llevarlas a cabo sin romperse.

7- LAS 36 CÁMARAS DE SHAOLIN – (1978)
Otra película mítica cuyas escenas y personajes han trascendido del mundo del celuloide para pasar a formar parte de la cultura popular. Pese a contar, en principio, con el típico guión con un malo muy malo que aterroriza a la gente del pueblo y un bueno que desea aprender kung fu para defenderse, la película gira pronto hacia la que para mí es la historia que mejor cuenta lo que debería ser el aprendizaje de las artes marciales, durante todo su núcleo, que es una verdadera joya de este género, el protagonista va atravesando una a una las 35 cámaras y aprendiendo equilibrio, endurecimiento, rapidez, concentración, lucha a mano vacía, armas y finalmente, lo más difícil, meditación.... y de paso nos muestra todas las cualidades que la práctica del kung fu debería traernos; paciencia, humildad, disciplina, camaradería, constancia, esfuerzo y también alegría.


Aparte de esto cuenta con Gordon Liu, Maestro de Hung Gar y uno de los mejores artistas marciales que existen, como protagonista, por lo que el kung fu es buenísimo, posiciones perfectas, armas tradicionales y la oportunidad de ver combates como el de cuchillos mariposa vs palo de tres secciones. Una auténtica maravilla.

8- THE YOUNGMASTER (EL CHINO) – (1980)
The Youngmaster, con Jackie Chan de protagonista, sigue la estela de su gran éxito, “el mono borracho en el ojo del tigre”, con coreografías espectaculares, escenas hilarantes, personajes exagerados y muy, muy buen kung fu.


La película es maravillosa, no sólo por sus grandes escenas de artes marciales, si no también por la comicidad del guión. Esta es una de las pocas películas de artes marciales en las que te puedes reir a carcajadas a la vez que presencias el kung fu de mayor calidad.
Entre sus escenas hay combates que muy pocas veces, por no decir nunca, se han vuelto a ver, como una pelea de leones, una lucha de banqueta contra palo o en la que se usa el abanico.

9- THE GRANDMASTER – (2013)
The Grandmaster, en chino “一代宗师”, que debería haberse traducido como “Los grandes maestros de una era” o sencillamente “Los grandes maestros” narra la vida de varios Maestros de distintos estilos de artes marciales chinas en la turbulenta época que rodeo la invasión japonesa.

Pero esta película, que tiene como eje central a la figura de Ip Man, es muchísimo más que esto. Para empezar, es una película de Wong Kar Wai, uno de los directores más premiados a nivel mundial, conocido por sus películas bellísimas, difíciles, lentas y obsesivas, un hombre de Hong Kong, donde el kung fu es sagrado, que se toma su tiempo, años, en la preparación de cada proyecto y que tardó ni más ni menos que seis en acabar “The Grandmaster”, más de dos años recorriendo China entrevistando a Grandes Maestros de diferentes estilos, otros tres años entrenando a los actores y más de uno de rodaje por todo el país. Todo para conseguir la película definitiva sobre los Maestros de artes marciales, y, para mí, lo ha conseguido.
Para empezar, cuenta con un reparto para quitarse el sombrero, Tony Leung, Zhang Ziyi, Chang Chen… quería los mejores actores y el mejor kung fu, por lo que puso a los tres a entrenar con grandes maestros más de seis horas al día. Chang Chen entrenó tanto que ganó un campeonato de Ba-ji en China ¡y eso que su personaje sólo tiene dos escenas de pelea!. Zhang Ziyi y Tony Leung lo bordan, llegando con su actuación donde, admitámoslo, un artista marcial puro y duro lo tiene muy difícil para llegar. Pero aparte de eso, cada escena de pelea es una obra de arte, todos los estilos que aparecen están clavados, Hung Gar, Ba-ji, Xing-yi, Ba-Gua, Wing Chun… absolutamente impresionante.

El único pero que se le podría poner a la película es su altísima especialización, te tiene que gustar el cine de Wong Kar Wai, lo que implica escenas largas, lentas, primerísimos planos, historias de desamor y elipsis temporales que a muchos les desquician y, además, hay que saber de kung fu, y no digo te tiene que gustar, si no hay que saber, hay que saber de estilos, de China, de cómo se comportan los maestros, de la filosofía que acompaña a las artes marciales y hasta de historia. Los grandes críticos, seguidores de Wong Kar Wai, la han encontrado pesada y los amantes del kung fu difícil de entender, pero si te encuentras en ese punto justo en el que confluyen el amor por las artes marciales y la admiración por el poderoso cine de Wong Kar Wai, enhorabuena, porque estás ante una película perfecta, una obra maestra definitiva.

10- FIST OF LEYEND (JET LI ES EL MEJOR LUCHADOR) – (1994)
Otra película en la que el título en español despista más que ayuda, se trata de un remake, bastante libre de la gran película de Bruce Lee “fist of fury”. La historia transcurre durante la guerra Chino-Japonesa en 1937 y muestra todo el odio y los conflictos entre ambos países de los que aun hoy quedan secuelas.
Jet Li interpreta a un estudiante en busca de venganza por la muerte de su maestro siendo un símbolo tanto de la lealtad del discípulo como de la fuerza de los chinos contra los japoneses.

Las escenas de acción son maravillosamente buenas, coreografiadas por el gran Yuen Woo Ping y con un protagonista en absoluto estado de gracia que a veces nos hace preguntarnos ¿de verdad es así de rápido o está rodado a más velocidad?. Como escena para el recuerdo, de entre todas, aquella en la que es rodeado por un numeroso grupo de japoneses y los vence a todos a la vez. Un increíble ejemplo de coreografía marcial perfecta y del gran artista marcial que es Jet Li.


** La lista de las películas ha sido elaborada por los miembros de la Hung Sing Dragón Blanco, pero las reseñas han sido escritas por María Arias, alumna de Sifu Javier Marcos, y sus opiniones no tienen porqué reflejar las de los miembros de toda la escuela

miércoles, 19 de febrero de 2014

SERIE TÉCNICA 23

En esta serie técnica, que corre a cargo de dos alumnos de Sifu Javier Marcos, Carlos López y Enrique Ruiz, se va a explicar como soltárse del agarre de una persona de gran tamaño aprovechando el giro del cuerpo.


Nos agarran
Para soltarnos se utiliza el movimiento circular hacia fuera con la intención de abrir un pasillo por debajo del brazo del atacante, al tiempo le golpeamos la cara con la mano abierta, tanto para distraer su atención como para ganar tiempo en la maniobra de paso por su espalda

En este punto se inicia el paso utilizando la mano que acaba de golpear como guía, aprovechando el mismo movimiento, bajando el caballo en la acción y manteniendo la mano aprisionada levantada.
Con la mano libre agarramos la mano que nos aprisiona y con un movimiento circular de abajo a arriba realizamos "chum kiu" sobre la parte posterior del brazo que nos agarraba, mientras con el otro brazo sujetamos la muñeca, a la vez bajamos a posición "sei pi ma" para mantener el desequilibrio del agresor y la inmovilización del brazo.

A continuación os ofrecemos un vídeo para poder apreciar mejor la ejecucción de la técnica:


martes, 4 de febrero de 2014

NUEVO AÑO, NUEVA FOTO DE GRUPO

Con motivo del Año Nuevo Chino los alumnos de la Escuela Hung Sing Dragón Blanco aprovechamos para hacernos la tradicional foto de grupo junto con Sifu Javier Marcos. No estamos todos los que somos, pero somos todos los que estamos...



Además, quisimos entregarle a nuestro Sifu un regalo para celebrar la ocasión, una bandera bordada con el nombre de nuestra escuela y los estilos que prácticamos, a modo de las escuelas tradicionales chinas.

Nuestra nueva bandera










viernes, 31 de enero de 2014

EMPIEZA EL AÑO DEL CABALLO DE MADERA



                     ¡¡FELIZ AÑO NUEVO CHINO!! 恭喜发财!!
Hoy comienza el nuevo año chino (农历新年, nong li xin nian), más conocido como "春节", la fiesta de la primavera. Este año entramos en el año 4712 de la historia de China y según el ciclo del horóscopo chino, es el año del Caballo de Madera.

Este ciclo, de 60 años, es el resultado de multiplicar los doce animales del horoscopo chino (rata, buey, tigre, conejo (o gato), dragón, serpiente, caballo, cabra, mono, gallo, perro y cerdo) por los cinco elementos (agua, madera, fuego, metal y tierra). El ciclo en el que nos encontramos ahora comenzó en 1984.

Las celebraciones y ritos que acompañan a la celebración del año nuevo chino, son variadas y numerosas y se extienden por toda China.

Para empezar, el año nuevo se recibe con toda suerte de tracas y petardos, con los que se supone se ahuyenta a los malos espíritus, pese a que el gobierno ha intentado restringir esta celebración, anoche las calles de China volvieron a llenarse de estruendo y humo, ya que esta costumbre está profundamente arraigada.
Traca de petardos
Además, no hay que olvidarse de llevar algo rojo y algo dorado para atraer la fortuna y de esconder tijeras y cuchillos para no cortar los hijos de la buena suerte. Tampoco hay que barrer durante los primeros cinco días, para evitar echar la fortuna fuera de casa.

A estas costumbres se une la de dar a los más pequeños de la casa el "红包,hong bao", un sobre rojo con dinero, que equivale a nuestros regalos de Reyes. En esta fecha los niños chinos suelen decir "gong xi fa cai, hong bao na lai" (恭喜发财,红包拿来), que viene a querer decir algo como "Próspero año nuevo y fortuna, dame mi sobre rojo".

La decoración del año nuevo chino es así mismo muy característica, las casas se decoran con los "春联, chun lian", poemas de la primavera, que son pequeños versos escritos sobre papel rojo. También decoran las paredes con el caracter "福,fu" (felicidad) y "春,chun" (primavera) colocados bocabajo, esto es debido a un juego de palabras chino, ya que "estar bocabajo" y "llegar" se dicen igual, por lo que al ponerlos al revés en realidad están queriendo decir "la felicidad y la primavera han llegado".
Es muy habitual ver dibujos y símbolos de peces de adorno, esto es otro juego de palabras ya que "余,yu" (abundancia) se dice igual que pez.


Por último, y lo que más nos gusta a los practicantes de kung fu, por todo China, Taiwan y Hong Kong se celebran las Danzas del Dragón y del León para ahuyentar a los malos espíritus.

domingo, 26 de enero de 2014

EL ENDURECIMIENTO EN EL CHOY LI FUT (3ª PARTE, TRABAJO INDIVIDUAL DE ENDURECIMIENTO)

3- TRABAJO INDIVIDUAL DE ENDURECIMIENTO (continuación): En esta tercera parte sobre el endurecimiento se van a exponer las distintas técnicas que un practicante puede ejecutar como parte del trabajo individual:

- La palma de hierro (continuación): tipos, técnicas y materiales a utilizar

- El cuerpo de hierro

- La camisa de hierro

- El puño de hierro 

1- LA PALMA DE HIERRO:

1.1: LA PALMA DE HIERRO EXTERNA
Con esta expresión se alude a los componentes físicos del entrenamiento de la Palma de Hierro. Estrictamente es el acondicionamiento de la mano para hacerla físicamente fuerte y capaz de provocar y absorber grandes daños.

También se emplea para hacer referencia a aquellos estilos o métodos de entrenamiento de la Palma de Hierro que son estrictamente externos, sin ningún trabajo interno). Es decir, algunos métodos de la Palma de Hierro se limitan únicamente a golpear saquetas, sin emplear Dit Da Jow ni practicar ejercicios de Chi Kung. En ocasiones no son considerados tan "completos" como aquellos estilos que sí incorporan un componente interno.


1.2: LA PALMA DE HIERRO INTERNA

Por el contrario, esta expresión se refiere a los componentes internos del entrenamiento de la Palma de Hierro, lo que incluye la práctica del Chi Kung y la utilización del Dit Da Jow.

De la misma forma, también puede aludir a aquellos sistemas con fundamentos internos; es decir, que confían más en el desarrollo interno y la práctica del Chi Kung para generar energía que en los métodos externos, como puede ser golpear saquetas.

Los métodos estrictamente internos de la Palma de Hierro son poco comunes; la mayoría una combinación de entrenamiento interno y externo. El entrenamiento interno de la Palma de Hierro requiere mucho Chikung y ejercicios de fortalecimiento interno, diseñados con el objetivo de permitir conducir el Qi a las manos para golpear.


1.3: SAQUETAS PARA LA PALMA DE HIERRO
La Palma de Hierro del Kung-fu puede entrenarse sobre diversas superficies pero lo más habitual es utilizar unas saquetas elaboradas específicamente para ello, generalmente construidas de tela, que se van rellenando con el tiempo con materiales cada vez más duros. Tradicionalmente, la primera saqueta que utiliza un estudiante se rellena con arroz o frijoles. Estos materiales son duros pero no demasiado y constituyen una buena base para comenzar a desarrollar la Palma de Hierro. Con el tiempo, esos frijoles quedan rotos y aplastados tras meses de continuo entrenamiento y es preciso reemplazarlos.

 Después de mucho tiempo entrenando con frijoles, la mano del estudiante habrá alcanzado un nivel básico de acondicionamiento que le permitirá pasar a la segunda saqueta, rellena con pequeñas piedras o guijarros. Las piedras son más duras que los frijoles y constituyen un paso adelante en dificultad. Algunos estudiantes continuarán usando la saqueta con frijoles pero sólo para calentar, realizando la mayor parte de su entrenamiento con la que está rellena de piedras.

Tras un cierto tiempo (a veces meses o años) con la saqueta de grava, el estudiante puede optar por utilizar una tercera rellena con un material muy duro como los perdigones. Esto sólo puede tener lugar cuando el practicante haya obtenido avances significativos con la saqueta rellena de rocas y sólo si pretende llevar el entrenamiento al máximo nivel. Cualquier persona que desee ir tan lejos siempre debe hacerlo con el consentimiento y supervisión de su instructor.

El paso de una bolsa a otra debe hacerse muy lentamente, es preferible avanzar demasiado lento que demasiado rápido. En este sentido, cada Escuela tiene sus propios criterios para determinar el tiempo que se ha de permanecer en cada nivel. 


1.4: LAS TÉCNICAS DE LA PALMA DE HIERRO:
Hay cuatro técnicas de mano principales que se utilizan en el entrenamiento de la Palma de Hierro.

PALMA - Consiste en golpear la saqueta con la palma de la mano. En combate esta técnica puede emplearse tanto para golpear como para bloquear

MANO DE CUCHILLA - En este caso, la saqueta se golpea con el borde esterior de la mano (lado cubital). Igual que la anterior técnica, puede usarse tanto para golpear como para bloquear



DORSO DE LA MANO - Consiste en dejar caer la mano sobre la saqueta con la palma mirando hacia arriba. Normalmente, en combate sólo se utiliza para determinadas técnicas de bloqueo.

No hay muchos golpes que involucren el dorso de la mano ya que los huesos de esa zona son frágiles y se encuentran situados cerca de la superficie siendo, por tanto, muy doloroso recibir un golpe allí. Es por ello por lo que no tiene mucho sentido golpear a alguien con dicha zona.



PUNTA DE LOS DEDOS - Es la punta de los dedos la que cae ahora sobre la saqueta, ya sea manteniendo los dedos rectos o bien colocando la mano en posición de garra de tigre.

Hay que ser cuidados y actuar suavemente con los dedos, especialmente al principio, para que sus huesos no sean dañados. En una pelea siempre serán utilizados para golpear; no hay bloqueos con los dedos.

Como ya hemos comentado, el puño también puede ser objeto de entrenamiento con la Palma de Hierro. El estudiante cerrará su mano en forma de puño y lo dejará caer hacia abajo sobre la saqueta, de forma que impacte la parte frontal de los nudillos. Este mismo entrenamiento también puede realizarse con una saqueta de pared. Obviamente, en una pelea el puño es utilizado para golpear.

ANTEBRAZOS Y CODOS - cada escuela puede tener su propio elenco de técnicas para entrenar la Palma de Hierro. Así, en la Escuela Hung Sing Dragón Blanco también se trabajan los antebrazos (kiu) y codos (jung), los cuales puede ser utilizados también tanto para golpear como para bloquear, tal y como se muestra en las siguientes fotos:



1.5: MÉTODOS DE ENTRENAMIENTO DE LA PALMA DE HIERRO

En primer lugar, hay que volver a advertir que el entrenamiento de la Palma de Hierro debe acometerse bajo la dirección de un instructor cualificado.

Cada Escuela de Kung-fu donde se práctica la Palma de Hierro tiene sus propias variaciones de las técnicas de entrenamiento pero los conceptos generales son siempre similares. Así, la mano es entrenada normalmente golpeando una saqueta utilizando diferentes técnicas de golpeo: la palma, el canto o el dorso de la mano o la punta de los dedos, y cualquier otra técnica que el estudiante desee entrenar.
En la mayoría de las escuelas, la saqueta se coloca sobre una mesa, una pila de bloques de cemento o cualquier otro tipo de apoyo a la altura de la cintura. No obstante, en nuestra Escuela preferimos utilizar madera por su mayor capacidad de absorción de impactos. El estudiante adopta la postura de caballo cuadrado (sei ping ma) (u otra posición, como por ejemplo la posición del arco y flecha, ding ji ma, dependiendo del entrenamiento) y levanta la mano a la altura del hombre para dejarla caer seguidamente sobre la saqueta. Muchas escuelas inciden en que es muy importante bajar la mano dejándola caer de forma natural sobre la saqueta, en vez de usar conscientemente la fuerza para golpearla. La teoría subyacente es que dejar caer simplemente la mano potencia la relajación y evita la fuerza de las ondas de choque en su retroceso hacia el cuerpo, las cuales pueden causar daños de cierta consideración.

El estudiante continua bajando la mano sobre la saqueta colocándola en diferentes posiciones (palma, canto, puño, la punta de los dedos, etc.) tantas veces como esté establecido, alternando ambas manos en cada serie de golpes. Es decir, primero ejecutará una serie de golpes con una mano y la siguiente con la otra, y así sucesivamente. El estudiante puede parar ocasionalmente para sacudir las manos y estimular el flujo sanguíneo con el objetivo de promover el proceso de recuperación.

Después del entrenamiento, muchos estilos prescriben aplicar a las manos Dit da Jow, un ungüento medicinal hecho de alcohol y hierbas. El Dit da Jow estimula el flujo de Chi a las manos para promover el proceso de curación. En ocasiones, el Dit Da Jow puede utilizarse antes del entrenamiento o también en mitad de una sesión.

Otros estilos concluyen el entrenamiento practicando Qigong, también para ayudar a dirigir el chi a las manos y apoyar más ese proceso de curación.
El proceso de curación es una parte esencial de la Palma de Hierro, ya que se suele entrenar todos los días y es muy importante que los daños que hayan podido sufrir las manos sanen completamente entre una sesión y otra.


2. LA CAMISA DE HIERRO
La Camisa de Hierro es una práctica interna que se suele entrenar junto con la Palma de Hierro, diseñada para ayudar a que el cuerpo absorba los daños provocados por los golpes recibidos en un combate. El entrenamiento de la Camisa de Hierro consiste en que el estudiante repita la ejecución de ciertos movimientos para incrementar el qi lo que, con el tiempo, le capacitará para soportar golpes cada vez más duros de un oponente.
Esta preparación suele incluir también meditaciones de pie, además de esos movimientos predefinidos.

La Camisa de Hierro DEBE ser practicada únicamente bajo la guía de un instructor cualificado, ya que hacerlo incorrectamente puede implicar potenciales daños al flujo de chi y a los órganos internos.


3- EL CUERPO DE HIERRO (PAI DA KUNG)

El Cuerpo de Hierro es similar al entrenamiento de la Camisa de Hierro, con la salvedad de que también incorpora un

componente externo. Normalmente implica el uso de bolsas llenas de diversos materiales como lentejas, grava, o granalla de acero con los que el estudiante golpea sus antebrazos, espinillas y cuerpo para poder asumir más daños en una pelea sin sufrir lesiones. (Ver fotografías mostrando el uso de esas bolsas). También pueden utilizarse otros elementos como, por ejemplo, cañas de bambú. En las fotos que incluimos también, vemos a Sifu Javier Marcos mostrando algunos ejercicios con este elemento. En definitiva, el concepto es similar al utilizado para acondicionar la Palma de Hierro.

También se utiliza el Dit Da Jow para reparar los daños entre sesiones de entrenamiento y también es usual encontrar un componente interno en forma de ejercicios de Chi Kung con lo que se pretende dirigir el Qi a las áreas del cuerpo que se están entrenando.

Mucho más que en la Palma de Hierro, la progresión debe hacerse paulatinamente ya que intentar avanzar demasiado rápido podría causar graves perjuicios al estudiante.



4- EL PUÑO DE HIERRO

El entrenamiento del Puño de Hierro es similar al de la Palma de Hierro, pero aquí la atención se centra en el puño al golpear en vez de en la palma de la mano, o la totalidad de ésta. Para este entrenamiento, la saqueta puede situarse en una superficie vertical como una pared o un árbol y golpearla con el puño; no es tan común colocarla en una mesa y propinar puñetazos hacia abajo como en el entrenamiento de la Palma de Hierro.